post

Algunas recomendaciones para quienes realizan algún deporte y desean hacerse tatuajes en el brazo

Estas dos pasiones en realidad no se llevan bien entre ellas. Y es que el sudor, el calor y el cloro que contienen las piscinas son lo peores enemigos de los tatuajes. Así que si deseas hacerte un tatuaje en el brazo, pierna, hombros o cualquier otra parte de tu cuerpo, deberás tomar en consideración que ello será como tomar unos días de abstinencia deportiva. 

Son muchos los deportistas en la actualidad que lucen su diversos tatuajes como el complemento ideal de la moda. Pero, combinas tatuajes y deportes es complejo y requiere de indicaciones y cuidados extras. Incluso, amerita reposo de al menos  unos cinco días dependiendo de las dimensiones del dibujo, desde el momento en el que se realiza y ello es debido a que sudar hace que sea más complicada la cicatrización. De manera que, los deportistas requieren de más cuidado que el resto de las personas cuando se trata de un tatuaje. 

Existen opciones

Si las hay, pero poco viables. Por ejemplo si se coloca un apósito este podría funcionar para protegerlos del sol y posiblemente de alguna rozadura o golpe pero si se practica algún deporte, ello no surtirá efecto ya que la herida hecha requiere de cierto tiempo para cicatrizar y curarse, así que tapandola  no se podrá evitar que la zona sude. Lo más recomendable, es tener paciencia y esperar que pasen los días y con ello evitar posibles infecciones.

Los primeros días y también después, los grandes enemigos de un tatuaje son el sol y el sudor. Durante los primeros días se deben intensificar los cuidados, y ello incluye el contacto con el cloro que contienen las piscinas, pero también el agua del mar podría dañar la tinta del tatuaje. De igual manera, suele ser de gran importancia estar muy pendiente del aspecto de la que pueda tomar la piel luego de realizar algún ejercicio con la idea de  proteger el tatuaje de una excesiva irritación que podría originar la formación de costras. 

Es por ello, que los primeros días es normal que se indique la práctica de actividades de manera moderada, y con ello se debe evitar todo ejercicio que puede hacer que se estire la piel. Así mismo, los deportes de contacto deben ser evitados hasta que el tatuaje se encuentre curado por completo con el fin de minimizar el riesgo de abrasión en la piel.

Una vez que ha tomado la decisión de tatuarse, son diversos los cuidados que se deben tener más allá de las 24 horas desde el momento en el que se realizo: 

1.- Los tatuajes se deben limpiar al menos unas 3 veces al día con jabón y agua templada hasta que se encuentre cicatrizado como en unas seis semanas. 

2.- Luego de aplicar la crema la crema antibacteriana al menos durante 3 o 5 primeros días, es cuando se podrá usar una crema hidratante normal después de cada lavado.

3.- Las cremas a usar no deben poseer olores, brillantinas o colorantes.